Nota sobre las celebraciones litúrgicas en la diócesis durante la Semana Santa 2020

· Autor: Roberto Marín

Se invita a participar en las retransmisiones de las celebraciones del Papa al mismo tiempo que nos unimos espiritualmente al obispo, que celebra en la Concatedral

Cuando se supere la emergencia sanitaria se estudiarán las propuestas para trasladar alguna procesión a otras fechas

"Reiteramos el reconocimiento a cuantos nos ayudan a superarlo en primera línea, con riesgo de sus vidas, y confesamos la esperanza en un mañana de salud y vida digna para la humanidad entera"

Ante la prolongación del estado de alarma en España, el obispado de Mondoñedo-Ferrol quiere recordar que continúa vigente cuanto se comunicó en la nota de los obispos de la provincia eclesiástica de Santiago de Compostela sobre las nuevas medidas en los actos religiosos ante la expansión del “coronavirus”, fechada el 13 de marzo.

Ahora, ante la inminente celebración de la Semana Santa y tratando de recoger las indicaciones de la Congregación para el Culto Divino y disciplina de los Sacramentos, así como las nuevas disposiciones del Gobierno de España sobre ceremonias fúnebres, queremos precisar y/o añadir lo siguiente:

1. Continúan suspendidas las celebraciones comunitarias y públicas de la Santa Misa y demás sacramentos, así como todas las celebraciones litúrgicas de la Semana Santa, con la dispensa de la obligación de asistir en su caso.

2. Donde sea posible, las iglesias estarán abiertas un tiempo al día para la oración personal, evitando cualquier aglomeración y guardando las distancias y demás cautelas sanitarias.

3. Respecto de la celebración diaria de la eucaristía de cada sacerdote con la posible asistencia de algún fiel, deben cumplirse escrupulosamente las medidas sanitarias obligatorias. Puesto que se celebra privadamente, no se anunciará la hora de ninguna celebración en ninguna iglesia o capilla. Lo mismo cabe decir de las celebraciones de la Semana Santa, incluida la Misa en la Cena del Señor del Jueves Santo, para la que se ha concedido, excepcionalmente, a los presbíteros la facultad de celebrarla sin la presencia del pueblo, en lugar adecuado.

4. Respecto de la participación de los fieles en las celebraciones de la Semana Santa, dadas estas circunstancias, además de diversos subsidios para la oración personal, en familia y en comunidad, reiteramos lo que señala la nota de los obispos de la provincia eclesiástica de 13 de marzo, invitando a participar por radio, televisión o internet, e incidiendo en que «la comunión espiritual es una práctica tradicional de la Iglesia que hemos de recuperar en estas dolorosas circunstancias, y puede ser ocasión de santificación y de comunión eclesial».

5. Asimismo, como ya se hizo público el 14 de marzo, se han suspendido las procesiones, viacrucis y otros actos externos durante la Semana Santa. Cuando se supere la emergencia sanitaria se estudiarán las propuestas para trasladar alguna procesión a otras fechas.

6. Durante la Semana Santa el obispo Luis Ángel, CMF, presidirá las celebraciones litúrgicas en la Concatedral de San Julián. Se comunica con el fin de que nos unamos espiritualmente a ellas, puesto que no serán públicas. El horario coincidirá con el anunciado por la Oficina de las Celebraciones Litúrgicas del Sumo Pontífice para sus actos en el Vaticano, exceptuando la Misa Crismal y el Via Crucis. De este modo, invitamos encarecidamente a participar en las celebraciones presididas por el papa Francisco por medio de la radio, la televisión o internet, sintiendo la comunión con la Iglesia universal unidos en la Iglesia que peregrina en Mondoñedo-Ferrol.

Por consiguiente, en la Concatedral de Ferrol se desarrollarán las celebraciones de este modo:

· El Domingo de Ramos, 5 de abril, eucaristía a las 11:00 horas. La Conmemoración de la Entrada del Señor en Jerusalén se celebrará en el interior del templo.

· El Martes Santo, 7 de abril, Misa Crismal a las 11:00 horas. Ante la ausencia de los sacerdotes, la renovación de las promesas sacerdotales, que habitualmente se realizan en esta celebración, se pospone. Los arciprestes, cuando les sea posible, llevarán los sagrados óleos consagrados o bendecidos este día para distribuirlos a los sacerdotes de su arciprestazgo.

· El Jueves Santo, 9 de abril, la Misa en la Cena del Señor comenzará a las 18:00 horas. y en ella se omitirá el lavatorio de los pies. Al final, no se llevará a cabo la tradicional procesión eucarística, sino que el Santísimo Sacramento se reservará en el sagrario.

· El Viernes Santo, 10 de abril, la celebración de la Pasión del Señor tendrá lugar a las 18:00 horas. En la oración universal el obispo tendrá un especial recuerdo por los que se encuentran en situación de peligro, los enfermos y los difuntos a causa del coronavirus. La adoración de la Cruz con el beso se limitará solo al celebrante.

· El Sábado Santo, 11 de abril, la Vigilia Pascual se celebrará a las 21:00 horas. En el inicio o lucernario se prescindirá del fuego, se encenderá el cirio y, omitida la procesión, se hará el pregón pascual. Seguirá la liturgia de la Palabra. En la liturgia bautismal sólo se renovarán las promesas bautismales. Posteriormente, tendrá lugar la liturgia eucarística.

· El Domingo de Resurrección, 12 de abril, eucaristía a las 11:00 horas.

7. Finalmente, respecto de las exequias, remitimos a la nueva disposición del Gobierno de España de 29 de marzo, donde se establece que la celebración de cultos religiosos o ceremonias civiles fúnebres deben posponerse hasta la finalización del estado de alarma. Igualmente, se precisa que la comitiva para el enterramiento o despedida para cremación de la persona fallecida se restringe a un máximo de tres familiares o allegados, además del sacerdote para celebrar los ritos funerarios de despedida del difunto. En todo caso, se deberá respetar siempre la distancia de uno a dos metros entre cada persona presente.

Agradecemos a los diocesanos de Mondoñedo-Ferrol, laicos, consagrados y sacerdotes, la buena disposición a la hora de colaborar con la Iglesia en el ámbito de las celebraciones litúrgicas, devocionales y procesiones organizadas por las cofradías, con loables renuncias que, de cualquier modo, son necesarias u obligatorias.

Asimismo, nos congratulamos por la generosidad y solidaridad de tantas personas e instituciones: particularmente, agradecemos a Cáritas, voluntarios y vecinos su fidelidad y coraje en el empeño de seguir mostrando la caridad a los más necesitados por razón de esta pandemia o por otros motivos que ya venían dándose y se han acrecentado en esta situación. Como ha tratado de hacer en todas las situaciones difíciles, nuestra diócesis pone y pondrá todos los medios a su alcance para tratar de superar esta crisis y sus consecuencias, comunicando esperanza, como el servicio diocesano de comunicación nos ha invitado a hacer.

Continuamos encomendando a Dios nuestro mundo afectado por este drama, reiteramos el reconocimiento a cuantos nos ayudan a superarlo en primera línea, con riesgo de sus vidas, y confesamos la esperanza en un mañana de salud y vida digna para la humanidad entera.

Ferrol, 1 de abril de 2020

Antonio Rodríguez Basanta, vicario general de Mondoñedo-Ferrol

Servicio Diocesano de Comunicación

@mondonedoferrol