Para orar cada día: Martes

17 de abril de 2018. Festividad de San Roberto

"Él nunca pretendió tener una vida redonda, sino dejarse despedazar por amor a los demás"
Es mi Padre el que os da el verdadero pan del cielo

Juan 6, 30-35

En aquel tiempo, la gente dijo a Jesús: «¿Qué señal haces para que viéndola creamos en ti? ¿Qué obra realizas? Nuestros padres comieron el maná en el desierto, según está escrito: Pan del cielo les dio a comer». Jesús les respondió: «En verdad, en verdad os digo: No fue Moisés quien os dio el pan del cielo; es mi Padre el que os da el verdadero pan del cielo; porque el pan de Dios es el que baja del cielo y da la vida al mundo». Entonces le dijeron: «Señor, danos siempre de ese pan». Les dijo Jesús: «Yo soy el pan de la vida. El que venga a mí, no tendrá hambre, y el que crea en mí, no tendrá nunca sed».
 

Comentario

Jesús, partiendo y repartiendo el pan entre la gente, nos enseñó el auténtico camino de la vida. Él nunca pretendió tener una vida redonda, sino dejarse despedazar por amor a los demás. Vivió siempre así y quiso dejar a los suyos una imagen elocuente de su forma de entender la existencia, no hizo más que darse, entregarse, dejarse despedazar, ofrecerse a los demás. Dando a la multitud pan hasta saciarse les estaba enseñando cómo hay que vivir: dejándose comer, que es la mayor prueba de amor. Fue el pan bajado del cielo que Dios entregó para dar vida al mundo
 

Pregunta para reflexionar

¿Qué signos haces, Señor? ¿cuál es tu obra, Señor? Todo acontecimiento es signo tuyo, ¡todo es tu obra!
 

Oración

Tú, Señor Jesús, eres el pan de vida. Al margen de Jesús no hay alimento. Todo lo que no es Dios, al final, 'nos deja con hambre y con sed'.

Concepcionistas de Mondoñedo

Comunidad de las Madres Concepcionistas Franciscanas de Mondoñedo