Para orar cada día: Lunes

12 de noviembre de 2018. Festividad de San Josafat

"No hay que cansarse de perdonar. Cuando los discípulos escuchaban estas cosas, advertían que no es sencillo cumplirlas"
Si peca contra ti siete veces al día (...), le perdonarás

Lucas 17, 1-6

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Es imposible que no vengan escándalos; pero, ¡ay de aquel por quien vienen! Más le vale que le pongan al cuello una piedra de molino y sea arrojado al mar, que escandalizar a uno de estos pequeños. Cuidaos de vosotros mismos.

»Si tu hermano peca, repréndele; y si se arrepiente, perdónale. Y si peca contra ti siete veces al día, y siete veces se vuelve a ti, diciendo: ‘Me arrepiento’, le perdonarás».

Dijeron los apóstoles al Señor; «Auméntanos la fe». El Señor dijo: «Si tuvierais fe como un grano de mostaza, habríais dicho a este sicómoro: ‘Arráncate y plántate en el mar’, y os habría obedecido».
 

Comentario

Jesús se detuvo a dar enseñanzas a sus discípulos como un sabio maestro. Les pidió especialmente tener cuidado con los “pequeños”, es decir, con los que no tienen conocimientos, ni poder, ni seguridades humanas. Los discípulos deben ser muy prudentes para evitar hacerles daño, porque es muy grave hacer caer a los débiles. Al mismo tiempo, el Señor pidió a los discípulos ser muy comprensivos con la debilidad ajena, y que siempre estén dispuestos a perdonar a los demás cuando caen. Siempre.

No hay que cansarse de perdonar. Cuando los discípulos escuchaban estas cosas, advertían que no es sencillo cumplirlas. Pero sabían también que con la fe es más fácil. Por eso pidieron que el Señor les diera más fe. Con la fe, que confía en el poder de Dios, todo es posible.
 

Pregunta para reflexionar

¿Vivo en libertad interior y respeto a quien discrepa?
 

Oración

Necesitamos el Espíritu de Jesús. Yo por nada del mundo quiero ser motivo de escándalo, porque tú me llamas a ser testigo de tu amor.

Concepcionistas de Mondoñedo

Comunidad de las Madres Concepcionistas Franciscanas de Mondoñedo