Para orar cada día: Viernes

22 de febrero de 2019. Cátedra de San Pedro

"Dar la vida, coger la cruz. Este es el nuevo estilo de vida que nos plantea Jesús"
Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame

Marcos 8, 34-39

En aquel tiempo, Jesús llamando a la gente a la vez que a sus discípulos, les dijo: «Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame. Porque quien quiera salvar su vida, la perderá; pero quien pierda su vida por mí y por el Evangelio, la salvará. Pues, ¿de qué le sirve al hombre ganar el mundo entero si arruina su vida? Pues, ¿qué puede dar el hombre a cambio de su vida? Porque quien se avergüence de mí y de mis palabras en esta generación adúltera y pecadora, también el Hijo del hombre se avergonzará de él cuando venga en la gloria de su Padre con los santos ángeles». Les decía también: «Yo os aseguro que entre los aquí presentes hay algunos que no gustarán la muerte hasta que vean venir con poder el Reino de Dios».
 

Comentario

Jesús se da cuenta de que muchos le siguen por interés, por las curaciones, porque es alimenta el hambre de sus estómagos, sin embargo, pocos quieren seguir el nuevo estilo de vida que él propone. Entonces  les dice: “El que quiera venirse conmigo, que se niegue a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga”. El único camino de la gloria es la cruz, tanto para Jesús como para sus discípulos.

Dar la vida, coger la cruz. Este es el nuevo estilo de vida que nos plantea Jesús. Hace 2000 años este camino parecería difícil de recorrer. A nosotros, instalados en la sociedad del confort, se nos antoja casi imposible. La exigencia del cristiano está definida por Jesús: seguir e imitar… reproducir y estar en comunión… venir a ser otro Cristo…

“… el que quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mí y por el Evangelio, la salvará”. Es la paradoja del evangelio. Jesús no fuerza a nadie, respeta la libertad, sólo invita a seguirle a perder la vida para encontrarla. No hay vida cristiana sin renuncia a sí mismo. En el pensamiento de Jesús se renuncia para la vida.
 

Pregunta para reflexionar

¿Cuál es la cruz que pesa sobre mí y que hace pesada mi vida? ¿Cómo la llevo? ¿Qué significa para mí en este momento negarse a sí mismo para seguir a Cristo?
 

Oración

Señor, quiero confiar en ti y creer en tu palabra.
Ayúdanos a creer y a experimentar que sólo vivimos cuando damos la vida.

Concepcionistas de Viveiro

Comunidad de las Madres Concepcionistas Franciscanas de Viveiro